lunes, 29 de octubre de 2012

Leche de arroz para el cutis, secreto de belleza japonés

La leche de arroz es una excelente alternativa a la leche convencional por su alta tolerancia y poder nutritivo, especialmente recomendada para personas que sufren intolerancia a la lactosa, pero al margen de sus propiedades nutricionales, aporta grandes beneficios cuando se aplica sobre la piel, un uso muy generalizado entre las mujeres japonesas que destacan por su pálida piel libre de imperfecciones. 

Las mujeres japonesas se caracterizan por tener un cutis liso, de aspecto impecable, libre de imperfecciones y muy pálido, puesto que los cánones orientales se caracterizan por atribuir a la piel blanca cualidades de feminidad y belleza. Las japonesas no sólo utilizan la leche de arroz para nutrir y limpiar su cutis, sino que también utilizan el polvo de este cereal para curar heridas e irritaciones como las de los bebés, usándolo a modo de polvo de talco, por algo el arroz es el cereal más consumido en todo oriente

Para elaborar la leche de arroz, hay que remojarlo previamente en agua para después pasar los granos por la licuadora y colarlos con una maya para eliminar los residuos. El tiempo de durabilidad tanto para consumo interno o externo es de una semana, trascurrido ese tiempo se recomendable desecharla, ya que no dispone de conservantes como las leches comerciales animales o vegetales.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada